Salsa harissa

Comparte esta receta:

o solamente copia y comparte este url

Ingredientes

120 gramos de pimiento rojo asado
 2 a 4 ají picante u otro chile o ají picante
1 dientes de ajo
1/2 cucharadita de comino
cilantro en grano
1 cucharada de jugo de limón
3/4 cucharadita de sal
10 gramos de aceite de oliva virgen extra

Salsa harissa

Cocina:
  • 20 minutos
  • 4 personas
  • Fácil

Ingredientes

Sobre esta receta

 

La harissa es una salsa picante y constituye uno de los ingredientes más comunes en la gastronomía magrebí, especialmente la de Túnez, así como la Gastronomía del Oriente Medio.

Es un salsa picante que se usa en los países del Magreb para la preparación de la comida que sea cuscús u otros platos, generalmente cárnicos. La harissa también es uno de los ingredientes importantes en la preparación de distintos tipos de bocadillos conocidos en Túnez.

La harissa se puede hacer en casa y podemos moderar a nuestro gusto su poder picante.

Hay distintas recetas para hacer pasta harissa, ya saben que se trata de una salsa tunecina muy picante que se utiliza en la elaboración de tajines, cuscús, sopas o cremas, etc. Si se trata de la versión comercial (siempre tenemos un tubo en la despensa) hay que poner una cantidad moderada porque el grado de picante es muy elevado. Y en casa lo podemos hacer igual, pero también está la versión suavizada que es la que les vamos a mostrar con esta receta de pasta harissa.

Como podéis imaginar, la versión más picantes se hace sólo con guindillas o pimientos picantes, mientras que la salsa harissa en la que podemos graduar el picante a nuestro gusto, se incorporan pimientos rojos asados.
Dependiendo de la cantidad de guindilla o chile que se incorpore picará más o menos, así que a continuación os explicamos cómo hacer pasta harissa con los ingredientes que nosotros utilizamos. Pueden graduar los condimentos a su gusto, quizá les guste más con mayor cantidad de zumo de limón o que destaque el sabor del comino.

Decir que a esta receta de harissa a veces le añadimos pimentón ahumado, hay las dos posibilidades, pues en algunas regiones de Marruecos lo hacen con pimientos ahumados y en otros no, de hecho, cada familia tiene su fórmula para hacer la harissa a su gusto, así que podemos hacer lo propio. La elaboración de la pasta harissa es muy sencilla y rápida.

 

 

 

Pasos

1
Listo

Ponemos en el vaso de la batidora el pimiento asado (sin semillas), añade los chiles (piri-piri, chile serrano, guindilla…), también conviene retirar las semillas. Pela el diente de ajo, retira el germen del interior e incorpóralo al pimiento.

2
Listo

Tuesta en una sartén sin engrasar el comino y el cilantro, a continuación tritúralos bien en el molinillo de café o en el mortero hasta obtener un polvo. Incorpóralo al vaso junto al zumo de limón y la sal.

3
Listo

Tritura hasta obtener una pasta, prueba y rectifica al gusto. Comprueba que el punto picante que tiene sea de tu agrado y del de tus comensales, y como comentábamos, quizá quieres que esté un poco más salado, que se pronuncie un poco más el cilantro, o quieres probar cómo le va el pimentón ahumado.

4
Listo

Finalmente añade el aceite de oliva virgen extra y bate enérgicamente con una cuchara. Pasa la salsa harissa a un recipiente con tapa y déjala reposar en el refrigerador unas diez horas para que los sabores se potencien. Puedes conservarla de esta forma alrededor de 7 a 10 días.

anterior
Costillas con Salsa Barbacoa estilo House of Cards
siguiente
Cazuela de mariscos

Deja un comentario